HealthDay News – El consumo medio de opioides aumenta 24 meses después de un episodio de cuidados intensivos, según un estudio publicado en línea el 28 de enero en Medicina de Terapia Intensiva.

Erik von Oelreich, M.D., del Karolinska Institutet en Estocolmo, y sus colegas examinaron el uso crónico de opioides después de cuidados críticos. El análisis incluyó a 204,402 adultos que sobrevivieron a los dos primeros trimestres después de una admisión a la unidad de cuidados intensivos (UCI) (2010 a 2018).

Los investigadores identificaron 22,138 adultos que desarrollaron el uso crónico de opioides después de cuidados intensivos. Hubo un pico en el consumo medio de opioides en el trimestre posterior al ingreso, seguido de una disminución continua, pero sin retorno al valor inicial durante los 24 meses de seguimiento. La vejez, el sexo femenino, la presencia de comorbilidades, el uso de opioides antes de la admisión y la estancia en la UCI de más de dos días se asociaron con el uso crónico de opioides. Entre los consumidores crónicos de opioides, el riesgo de muerte siguió siendo más alto de seis a 18 meses después de la admisión (índice de riesgo, 1,7). Se observaron hallazgos similares entre los pacientes que no usaban opioides antes de la admisión.

“Dado el alto número de ingresos a la UCI y el riesgo de exceso de mortalidad para los usuarios crónicos, prevenir el uso indebido de opioides es importante para mejorar los resultados a largo plazo después de cuidados intensivos”, escriben los autores.

Resumen / texto completo (se puede requerir suscripción o pago)