SyP Viernes, 24 de Octubre
19 julio, 2011 20:31 Imprimir

La Terapia Cognitiva (I parte)

Keegan, E.: “Escritos de psicoterapia cognitiva”. Parte II (Introducción a la terapia cognitiva). Eudeba, año 2007, Buenos Aires.

Neurociencias

Resumen:

  1. Introducción a la terapia cognitiva:

Muchos creen –equivocadamente- que las terapias cognitivas pueden reducirse a un conjunto de recursos técnicos que se combinan de acuerdo a un protocolo aplicable mecánicamente. Pero en estos tratamientos la técnica siempre depende de aquello que queremos lograr; está sometida al modelo que nos hayamos formado del problema o patología que nos proponemos resolver.

La interdependencia entre emoción y cognición. El descubrimiento de esta relación entre emoción y pensamiento ha permitido el desarrollo de una tecnología terapéutica, a la vez que un avance teórico que se ha extendido más allá del campo de la patología mental, para convertirse en un modelo teórico desde el cual comprender mejor fenómenos como el optimismo y las emociones positivas.

  1. La terapia Cognitiva:

Beck presenta el esbozo de una teoría cognitiva de la depresión, sosteniendo que, desde el punto de vista psicológico, la depresión consistiría en una alteración idiosincrásica de la cognición. Esta alteración se manifestaría en una triada cognitiva, que consistiría en la visión negativa que el paciente tiene de sí, del futuro y del entorno (o del mundo).

El origen de estas alteraciones estaría en la constitución de esquemas depresogénicos en la infancia. Estos esquemas serian estructuras de interpretación de la realidad relativamente estables que resultarían activadas ante ciertas situaciones con las que mantendrían relaciones de significación. Esta activación se daría generalmente en la adolescencia o en la temprana adultez como resultado de las crecientes presiones a las que se ve sometido el sujeto en esos momentos del ciclo vital.

El esquema es un concepto complejo, que supone la conformación de una unidad de procesamiento en la que hay un aspecto fisiológico, un aspecto ideativo, un aspecto motivacional y un aspecto emocional. Dado que la construcción de los esquemas se da necesariamente en la interacción con otro significativo, esta teoría resultaba particularmente compatible con una visión biopsicosocial de la enfermedad mental, reemplazando las teorías de etiología única por una cadena causal o por la plurideterminación.

La frecuencia de pensamientos negativos en la cognición y en los sueños de los pacientes depresivos llamó la atención de Beck. La teoría cognitiva general atribuye la generación de estos pensamientos negativos a la activación de los esquemas depresogénicos.

De acuerdo con la teoría cognitiva, la realidad es polisémica y debe ser construida. Los datos de la realidad son procesados por el sujeto, quien asigna una determinada significación a cada situación. El estado de ánimo resulta congruente con la significación adjudicada; el comportamiento es consonante con la interpretación realizada.

Si sesgo mis interpretaciones de modo sistemático, interpretando de modo negativo un número importante de situaciones, mi ánimo decaerá, seré gobernado por el desaliento y esto se verá acompañado de un descenso de mi conducta intencionada. Esto es lo que vemos habitualmente en la depresión mayor.

La teoría cognitiva sostiene que pensamiento, emoción y comportamiento son tres sistemas interdependientes; el cambio en uno de ellos determinará un cambio congruente en los otros dos.

Años después, a mediados de la década de 1970, Beck generalizo su teoría a los trastornos de la ansiedad, resaltando la llamativa frecuencia de pensamientos alarmantes o referidos a temas de peligro o daño en personas que padecían ese tipo de trastornos.

Redes Sinapticas en Vivo

Los tratamientos Cognitivos:

La teoría cognitiva sugiere que cualquier influencia sobre la cognición debería ser seguida de un cambio en el ánimo y en la conducta. La terapia cognitiva es un tratamiento que produce estos cambios centrándose particularmente en la modificación de la cognición. La teoría también sugiere que el cambio puede producirse incidiendo sobre la emoción o la conducta; esto es congruente con los resultados alcanzados por psicoterapias que ponen el acento en esas dimensiones, como las psicoterapias experienciales o la terapia conductual.

Los tratamientos cognitivos se basan en teorías específicas para cada trastorno, definido de acuerdo a criterios DSM. En virtud de esto, hay una considerable diferencia entre la terapia cognitiva de la depresión y la terapia cognitiva del pánico, aunque el modelo global sea el mismo.

En términos generales, todo tratamiento cognitivo se compone de una fase diagnostica seguida de un trabajo psicoeducativo que continua durante todo el tratamiento. El paciente recibe información sobre el trastorno que padece y sobre el tratamiento que se le ofrece. Durante esas entrevistas preliminares se administran instrumentos de evaluación de uso habitual en psicología clínica más algunos específicos, tales como el Inventario de Depresión de Beck, el Inventario de Ansiedad de Beck, el Test de Estilo Cognitivo, el Cuestionario de Estilo Atributivo, etc.

Una vez obtenido el consentimiento informado, se inicia el tratamiento propiamente dicho ayudando al paciente a identificar y a monitorear sus pensamientos automáticos.

Una vez logrado esto, se le pide al paciente que registre los cambios anímicos que acompañan la aparición de esos pensamientos automáticos. Al alcanzarse este objetivo, se pide al paciente que registre los cambios de comportamiento que acompañan los cambios en el pensamiento y en el ánimo.

El siguiente paso consiste en debatir la razonabilidad y utilidad de los pensamientos automáticos. Aquí prevalece el uso de la mayéutica, pudiendo considerarse con justicia como el aspecto central del tratamiento. Este paso debe ser seguido por la generación de un pensamiento alternativo que se vea acompañado de un ánimo y un comportamiento que no generen tanto malestar al sujeto.

El último paso se consagra a modificar las creencias centrales del paciente que, a diferencia de los pensamientos automáticos, suelen ser implícitas. En virtud de esto, terapeuta y paciente deben inferir el contenido de tales creencias. La modificación de las creencias nucleares e intermedias del paciente son condición para la durabilidad de los resultados.

Como puede verse, el tratamiento cognitivo es estructurado y se deriva de la aplicación de protocolos validados en investigación empírica. Los tratamientos para los trastornos del estado de ánimo y los trastornos de ansiedad tienen una duración que oscila entre las 12 y 25 sesiones, según el trastorno y el protocolo que se emplee. Las sesiones son normalmente de 50 minutos, pero algunos protocolos incluyen sesiones más prolongadas. Estas constituyen la norma en los tratamientos cognitivos grupales.

Algunas Objeciones usuales a la terapia cognitiva:

Los terapeutas formados en el psicoanálisis invariablemente plantean dudas sobre la durabilidad de los resultados logrados por la terapia cognitiva. Se tiende a considerar al tratamiento cognitivo como una terapia de tipo sintomática, que solo lograría cambiar un síntoma por otro. La respuesta es simple: la investigación de seguimiento ha mostrado invariablemente la conservación de los logros terapéuticos para la mayor parte de los pacientes en periodos de dos años como mínimo.

La terapia cognitiva no impone un modelo de conducta o pensamiento normales; tan solo aboga por el logro de un pensamiento alternativo que acepte una visión polisémica de la realidad. No en vano la mayéutica es un recurso fundamental del tratamiento.

No es una terapia intelectualista orientada a que el paciente sea más racional. Es más bien un tratamiento altamente activo para paciente y terapeuta, donde el sentir, el pensar y el hacer tienen igual importancia.

La terapia cognitiva no demanda un paciente brillante: la experiencia clínica y la investigación muestran que puede usarse efectivamente con pacientes con un bajo nivel de cociente intelectual.

Conclusiones:

La terapia cognitiva no es una panacea, sino un conjunto de tratamientos eficaces para una gran variedad de sindromes.

 

SEGUIR LEYENDO

Etiquetas

Deja tu comentario Facebook

Deja tu Comentario


7 diciembre, 2011 9:48

El estereotipo incomprendido del psicólogo

15 noviembre, 2011 21:46

La propuesta de Octavio Amoroso

30 octubre, 2011 12:24

Arteterapia

12 octubre, 2011 13:44

La Homeopatía del Sonido

5 septiembre, 2011 21:11

Notas para pensar lo grupal

30 agosto, 2011 16:47

¿Que es la Psicomagia?

22 agosto, 2011 18:16

El Fuego Interno

Otras Noticias

  • MelancoliaPsicoanálisisPsyko Patologias Lecciones de introduccion al psicoanalisis: XIII parte

    Lecciones de introduccion al psicoanalisis: XIII parte

    Masotta, O.: “Lecturas de psicoanálisis. Freud, Lacan” 1ª ed. 7ª reimp. –Buenos Aires: Paidos, 2010. IX. Respuestas del sujeto Hemos hablado de las fantasmagorías del sujeto. Para la teoría psicoanalítica no son tan fantasmagóricas. Es decir, las fantasmagorías del sujeto son la manera en que el sujeto responde inconscientemente a los mismos objetos teóricos de los que se ocupa la teoría. Dentro de ese gran campo de las fantasmagorías del sujeto podemos citar las fantasías, las teorías sexuales y la … [SEGUIR LEYENDO]

  • CognitivaTerapias "Psi" Psicología Positiva

    Psicología Positiva

    Keegan, E.: “Escritos de psicoterapia cognitiva”. Parte II (Introducción a la terapia cognitiva) Resumen: Psicología Positiva: ¿Qué ocurre cuando enfrentamos experiencias negativas? Estas son particularmente importantes, porque nos revelan lo que no tenemos que hacer, lo que debemos evitar. Todo ser humano debe aprender a superar experiencias negativas, adquiriendo habilidades para afrontarlas. Se dice que una persona es resiliente cuando su capacidad para sobreponerse a eventos negativos esta adecuadamente desarrollada. Como se ve, no se trata de un rasgo innato, … [SEGUIR LEYENDO]

  • FobiaPsyko Patologias Un Caso Clinico de Fobia Universal

    Un Caso Clinico de Fobia Universal

    Si el secreto afecta la identidad, contiene, a la manera del mito, un trozo de la historia que es silenciada, excluida, y su permanencia anula la capacidad historizante del yo (potencialidad de escisión psicótica). Transforma el pasado en algo siempre presente, cuestión que plantea el “eterno retorno” de lo no elaborado…. [SEGUIR LEYENDO]

  • Psicoanálisis Lecciones de introduccion al psicoanalisis: VIII parte

    Lecciones de introduccion al psicoanalisis: VIII parte

    Masotta, O.: “Lecturas de psicoanálisis. Freud, Lacan” 1ª ed. 7ª reimp. –Buenos Aires: Paidos, 2010. III. Una maqueta del Complejo de Edipo: Saussure llamo La lengua al sistema codificado de diferencias que permite que cada individuo particular hable. Distinguió entre lengua y habla. Porque El Habla es el acto concreto de hablar y La Lengua es el código del sistema. El significante por sí mismo no remite al significado, sino que en realidad remite a otros significantes y al sistema … [SEGUIR LEYENDO]

  • PsicoanálisisPsyko PatologiasTrastornos Narcisistas No Psicoticos Trastornos Narcisistas NO psicoticos

    Trastornos Narcisistas NO psicoticos

    Es un trastorno que se acarrea y se manifiesta en la adquisición precaria del fort-da, de poder jugar con la presencia y la ausencia; sobre todo el ida y vuelta, la alternancia esta descuajeringada, no constituida. Un jugar que se diluye a poco de empezado. Tocar todos los chiches sin jugar realmente con ninguno. … [SEGUIR LEYENDO]

  • Psicoanálisis Lecciones de introduccion al psicoanalisis: XI parte

    Lecciones de introduccion al psicoanalisis: XI parte

    Masotta, O.: “Lecturas de psicoanálisis. Freud, Lacan” 1ª ed. 7ª reimp. –Buenos Aires: Paidos, 2010. VII. La aporía fundamental del complejo de Edipo: Con respecto al desarrollo de la fase en la mujer, decíamos que tenia doble consecuencia. Por una parte, las recomendaciones fundamentales de cualquier análisis psicoanalítico correcto de la sexualidad de la mujer, que vendría a seguir esta secuencia: preedipico, ilusión fálica, fuerte ligazón a la madre, decepción fálica, abandono de la madre, entrada en el complejo de … [SEGUIR LEYENDO]

  • Psicoanálisis Lecciones de introducción al psicoanálisis: III parte

    Lecciones de introducción al psicoanálisis: III parte

    Masotta, O.: “Lecciones de introducción al psicoanálisis” Ed. Gedisa, Barcelona, 2006. III. Lapsus y querer decir. Comunicación y comprensión. El significante. El chiste es modelo. Cuando Freud quiere introducir a su audiencia al concepto psicoanalítico por excelencia, el inconsciente, no lo hace hablando sin más de la represión de la sexualidad, sino que trata de mostrar las lagunas del discurso inconsciente, llama la atención más sobre fenómenos de palabras que sobre las cuestiones del sexo. Sin embargo, se lo ve: … [SEGUIR LEYENDO]

  • ExhibicionismoFetichismoMasoquismoPerversiónPsicoanálisisPsyko PatologiasSadismo El Fetiche Negro (I parte)

    El Fetiche Negro (I parte)

    —————————————————————————————————————————————————– EL CONTENIDO DEL SIGUIENTE ARTÍCULO INTENTO VILMENTE SER CENSURADO POR LAS SEÑORAS: Noemí Sirota y Helga Fernández (Pertenecientes a la Escuela Freudiana de la Argentina). Los motivos por los cuales trataron de intimidarnos fueron las fotografías adjuntas. Exactamente, por las fotografías. ¿Ofensa, desconocimiento, falta de entendimiento? ¿Como una imagen de la realidad puede ser agraviante? Son tus ojos las que las agravian y las buscan difamar! Por favor lea en los comentarios y podrá entender como todavía la represión es el mecanismo de defensa mas … [SEGUIR LEYENDO]

  • FobiaHisteria de AngustiaPsicoanálisisPsyko Patologias Histeria de Angustia o Fobia

    Histeria de Angustia o Fobia

    La designación «histeria de angustia»; se la propuse al doctor W. Stekel cuando emprendió la exposición de los estados neuróticos de angustia (1908), y espero que adquiera carta de ciudadanía. Ella se justifica por el pleno acuerdo entre el mecanismo psíquico de estas fobias y el de la histeria, salvo en un punto, pero un punto decisivo y apto para establecer la separación: Y es este: la libido desprendida del material patógeno en virtud de la represión no es convertirla, no es aplicada, saliendo de lo anímico, en una inervación corporal, sino que se libera como angustia…. [SEGUIR LEYENDO]

  • FobiaHisteriaHisteria de AngustiaNeurasteniaNeurosis de AngustiaNeurosis ObsesivaPsicoanálisisPsyko Patologias La Angustia en la obra de Freud: V parte

    La Angustia en la obra de Freud: V parte

    LA ANGUSTIA EN LA OBRA DE SIGMUND FREUD (Conferencia dictada el 7 de Junio de 2007 por el Lic. Gustavo Kroitor) Sigue manteniendo esta idea de que a raíz de la represión se forma angustia, y la angustia se liga a los miedos más comunes, y así se forman las fobias, que básicamente, forman tres grupos: En primer lugar ubica a las fobias fisiológicas, que las toma de la primera época, solo que ahora, dice, las fobias fisiológicas no se … [SEGUIR LEYENDO]

  • PsicoanálisisTerapias "Psi" Clínica y Evaluación de las Funciones Yoicas

    Clínica y Evaluación de las Funciones Yoicas

    El individuo interactúa tanto con el mundo exterior, como con sus fuerzas internas. Muchos psicoanalistas utilizan un constructo teórico llamado “yo” para explicar cómo esto sucede, a través de varias funciones yoicas. Los proponentes de la psicología del yo (Ego psychology) se enfocan sobre el desarrollo tanto normal como patológico, su manejo de impulsos libidinales y agresivos, y su adaptación a la realidad…. [SEGUIR LEYENDO]

  • MasoquismoPerversiónPsicoanálisisPsyko PatologiasSadismo La Ley del Psicópata

    La Ley del Psicópata

    EL PSICÓPATA Y EL NOMBRE DEL PADRE Roberto Mazzuca Comenzaré mi trabajo delimitando los dos términos que componen su título: “psicópata” y “nombre del padre”. La categoría clínica de la psicopatía En nuestros sucesivos encuentros, hemos tenido la oportunidad de cotejar distintas maneras de definir al psicópata y verificar que la definición de esta categoría clínica no es unívoca sino heterogénea. Dentro de sus amplios márgenes, sin embargo, hemos acordado en la necesidad de distinguir por lo menos dos tipos … [SEGUIR LEYENDO]

  • NeurocienciasPsiquiatríaSalud Pública

    Del neuropsiquiátrico a las neurociencias

    Existe una confusión, especialmente entre algunos psiquiatras biológicos actuales, que consiste en entender al psiquismo sólo como una función de lo neuronal, no como un nivel de organización complejo que incluye, como parte de su complejidad, el sustrato del cerebro y el funcionamiento de la neurona y la sinapsis. El propio concepto de neuronal es una construcción de lo psíquico…. [SEGUIR LEYENDO]

  • FobiaHisteriaHisteria de AngustiaNeurasteniaNeurosis de AngustiaNeurosis ObsesivaPsicoanálisis La Angustia en la obra de Freud: VIII parte

    La Angustia en la obra de Freud: VIII parte

    LA ANGUSTIA EN LA OBRA DE SIGMUND FREUD (Conferencia dictada el 7 de Junio de 2007 por el Lic. Gustavo Kroitor) Ahora vamos a ampliar un poco esto, y lo que les voy a decir no es un peligro ante el superyó, sino, lo que dice Freud, ante la pérdida de amor del Superyó. Este tema no lo puedo ampliar ahora, va ser el objeto de la próxima conferencia, el tema del superyo, pero lo que voy a decir por ahora, … [SEGUIR LEYENDO]

  • CienciasNeurociencias

    Las Neuronas Espejo

    La neurología clásica recibe hoy una nueva luz tras el descubrimiento de las “neuronas espejo”, que son el mecanismo esencial para comprender las intenciones de otros, para desarrollar una teoría de la mente y, por ende, para capacitarnos para la vida social. Las neuronas espejo aportan nueva luz para entender cómo la red neuronal “refleja” el mundo, la autoimagen y la imagen de la mente de los otros en la producción evolutiva de un comportamiento social…. [SEGUIR LEYENDO]

  • PsicoanálisisResidencia Salud Mental (Psicología Clínica) 2013Salud Pública Epidemiología y Psicoanálisis

    Epidemiología y Psicoanálisis

    Augsburger; A.: “La inclusión del sufrimiento psíquico: un desafío para la epidemiología”. Universidad Nacional de Rosario. Resumen: El articulo indaga en qué medida los criterios y las categorías utilizadas para el diagnostico y la clasificación de los problemas de salud mental, constituyen un obstáculo teórico y metodológico para el desarrollo de la epidemiologia en salud mental. Los resultados contemplan dos aspectos. (1) Una reflexión teórica destinada a redefinir el objeto de estudio que históricamente la disciplina construyo para sí, analizando … [SEGUIR LEYENDO]

  • FetichismoFobiaPerversiónPsicoanálisisPsyko Patologias Lecciones de introduccion al psicoanalisis: XVI parte

    Lecciones de introduccion al psicoanalisis: XVI parte

      Masotta, O.: “Lecturas de psicoanálisis. Freud, Lacan” 1ª ed. 7ª reimp. –Buenos Aires: Paidos, 2010. XIV. Juanito: Una llamada al Padre El objeto fóbico no es uno, son muchos. Tiende, mediante una especie de difusión, a pluralizarse siguiendo, podríamos decir, la líneas de una inducción significante, también podríamos decir simbólica, ya que entendemos lo simbólico en función del significante. En general parece que la fobia tiende a extenderse, como se ve, a los transportes en general, incluyendo los trenes … [SEGUIR LEYENDO]

  • Psicoanálisis Mas allá del principio de placer (I parte)

    Mas allá del principio de placer (I parte)

    Juan Carlos Cosentino: Capitulo I de Mas allá del principio de placer en Puntuaciones Freudianas de Lacan: Acerca de Mas allá del principio de placer. Compiladores: J.C. Cosentino y D.S. Rabinovich. Centro de Estudiantes de Psicología (UBA) Ed. Manantial, Buenos Aires, 1992. Resumen: Una primera definición que Freud da sobre el principio de constancia (1893): “si un ser humano experimenta una impresión psíquica en su sistema nervioso, se acrecienta algo que, por el momento, llamaremos suma de excitación”. Y agrega: … [SEGUIR LEYENDO]

  • FobiaHisteriaHisteria de AngustiaNeurasteniaNeurosis de AngustiaNeurosis ObsesivaPsicoanálisisPsyko Patologias La angustia en la obra de Freud: VII parte

    La angustia en la obra de Freud: VII parte

    LA ANGUSTIA EN LA OBRA DE SIGMUND FREUD (Conferencia dictada el 7 de Junio de 2007 por el Lic. Gustavo Kroitor) Dejemos por ahora el capitulo 4, al que vamos a volver dentro de en un rato y situémonos en el capítulo 7. Lo que Freud presenta aquí, es lo que se llama la última fórmula freudiana sobre la neurosis. Sí la quieren encontrar, la van a encontrar en la página 119 de “Inhibición, síntoma y angustia”. Lo podríamos pensar … [SEGUIR LEYENDO]

  • Psicoanálisis David Lynch Psychoanálisis / Twin Peaks: Fire, walk with me

    David Lynch Psychoanálisis / Twin Peaks: Fire, walk with me

    Posibles traducciones al español de “Twin Peaks, Fire walk with me” : 1.Picos Gemelos: Fuego, camina conmigo, 2.Picos Gemelos: El fuego camina conmigo, 3. Picos Gemelos: El diario secreto de Laura Palmer, 4. Primas Gemelas: la conchita loca de Lora Palmer… [SEGUIR LEYENDO]

  • Psicoanálisis Lecciones de introducción al psicoanálisis: V parte

    Lecciones de introducción al psicoanálisis: V parte

    Masotta, O.: “Lecciones de introducción al psicoanálisis” Ed. Gedisa, Barcelona, 2006. V. Psicoanálisis, Medicina, Saber. El cuerpo se erogeniza en un mal lugar. Hay un Saber medico, el que se aplica, es obvio, a los objetos de su campo, mientras que en psicoanálisis es el lugar mismo del Saber de lo que se trata. En el sujeto llamado “paciente” está en juego una relación del goce, el deseo y la pulsión, con los objetos de su Saber. Sería un pésimo … [SEGUIR LEYENDO]

  • Psicoanálisis Pulsion y Deseo en la obra de Freud: II parte

    Pulsion y Deseo en la obra de Freud: II parte

    PULSIÓN Y DESEO EN LA OBRA DE SIGMUND FREUD (Conferencia Dictada el 3 de octubre de 2007 por el Lic. Gustavo Kroitor) Les pido que desde hoy lean muchas veces, las página 557 a 559, de  La Interpretación de los Sueños, donde Freud se va a ocupar de explicar que es un deseo inconciente. Comienza preguntándose por qué el inconciente sólo puede prestar la fuerza necesaria para el cumplimiento de deseo. Por qué sólo puede aportar la fuerza y no … [SEGUIR LEYENDO]

  • PsicoanálisisPsiquiatríaPsyko Patologias El niño deprivado

    El niño deprivado

    Winnicot, D: “Deprivación y delincuencia” Segunda Parte, Cap. 18; La juventud no dormirá. Tercera Parte, Cap. 21; El niño deprivado y como compensarlo por la pérdida de una vida familiar. Paidós, Bs.As, 2005. Cap. 18. La Juventud no dormirá (Escrito para New Society, 1964) Resumen: El hecho de que exista un elemento positivo en la actuación antisocial puede ayudarnos mucho en nuestro examen del elemento antisocial, actual en algunos adolescentes y potencial en casi todos. Este elemento positivo pertenece a … [SEGUIR LEYENDO]

  • SistémicaTerapias "Psi" Terapia Sistémica Individual (III parte)

    Terapia Sistémica Individual (III parte)

    Boscolo L, Bertando P.: “Terapia sistémica individual”. Capítulo 3 de la primera parte “El proceso terapéutico”. Amorrortu editores. 2000. Deconstrucción y construcción en la sesión Un modelo en el que nos hemos inspirado recientemente, al describir el pensamiento y la acción del terapeuta en el curso de la sesión, proviene de la crítica literaria y del análisis del texto, que es deconstruido y reconstruido según la sensibilidad, la cultura, el conocimiento y los prejuicios del lector. Si lo consideramos un … [SEGUIR LEYENDO]

  • CognitivaTerapias "Psi" La Terapia Cognitiva (I parte)

    La Terapia Cognitiva (I parte)

    Keegan, E.: “Escritos de psicoterapia cognitiva”. Parte II (Introducción a la terapia cognitiva). Eudeba, año 2007, Buenos Aires. Resumen: Introducción a la terapia cognitiva: Muchos creen –equivocadamente- que las terapias cognitivas pueden reducirse a un conjunto de recursos técnicos que se combinan de acuerdo a un protocolo aplicable mecánicamente. Pero en estos tratamientos la técnica siempre depende de aquello que queremos lograr; está sometida al modelo que nos hayamos formado del problema o patología que nos proponemos resolver. La interdependencia … [SEGUIR LEYENDO]